Gestión pedagógica (parte 2) – La magia de aprender

La gestión pedagógica le ofrece al rector una profundización en los procesos pedagógicos de la gestión institucional a través de reflexiones, estrategias e instrumentos de planeación escolar.

Cada uno de estos componentes, enmarcados en la resignificación del Proyecto Educativo Institucional (PEI) como elemento central del proceso, desarrolla tres componentes fundamentales en la transformación institucional: la convivencia, la planeación curricular y la evaluación formadora.

En este camino, el directivo participante avanzará en el desarrollo de las siguientes competencias de un líder transformador: 

    1. Coordina un proceso participativo de mejoramiento continuo del Proyecto Educativo Institucional como guía para la gestión educativa, los procesos pedagógicos, la evaluación y la convivencia, articulada con las políticas nacionales, regionales, locales y referentes internacionales.
    2. Orienta conceptual y metodológicamente a sus equipos de trabajo en el desarrollo de procesos pedagógicos dinámicos e inclusivos que favorecen el aprendizaje significativo de los estudiantes.
    3. Promueve la convivencia basada en el ejercicio y respeto de los derechos, la inclusión, la valoración de la diferencia y la construcción de ciudadanía que llevan a la comunidad educativa a actuar de manera responsable consigo misma, con los otros y con el entorno.
  1. Fortalece el desarrollo de una cultura de la evaluación de los aprendizajes que transforma el proceso educativo de acuerdo con las necesidades de los estudiantes, del contexto local, nacional e internacional.

Proyecto Educativo Institucional

El Proyecto Educativo Institucional – PEI – es la guía esencial de la gestión escolar donde se fijan los objetivos, valores, metas e intenciones de la institución educativa.

El PEI también se concibe como un “contrato social” que compromete y vincula a cada uno de los miembros de la comunidad educativa con un objetivo o fin en común: brindar a los niños y jóvenes una educación de calidad, pertinente e inclusiva, útil para la vida, para su desarrollo afectivo, personal y social.

Este objetivo común se logra cuando se realiza una lectura particular y única del contexto de la institución, para programar la acción educativa y diseñar una visión adecuada de futuro donde queden implícitos los principios y propósitos de una educación abierta, participativa e inclusiva; y una dinámica de transformación y crecimiento permanentes.

Contenidos del PEI

En el marco de la autonomía escolar, las instituciones educativas pueden aplicar diferentes esquemas para la consolidación del PEI. Sin embargo, cuando ha sido construido desde hace varios años puede enfrentarse al reto de “resignificación del PEI” para ajustar el proyecto a la dinámica de la comunidad educativa.

Para que la renovación responda al contexto particular, debe ir de la mano de algunos elementos que conducen a mejorar los procesos de una educación activa, abierta, participativa e inclusiva.

Componente estratégico

En el componente estratégico la comunidad señala la visión de futuro deseable y posible de la institución educativa. Además, plasma su identidad a partir de los principios y fundamentos que enmarcan su accionar y su apuesta por el tipo de educación que ofrece.

El punto de partida de este componente estratégico es la elaboración del diagnóstico o análisis de la situación actual de la institución educativa en todos sus ámbitos de gestión, señalando, no solo los problemas, debilidades y amenazas; sino sus fortalezas y oportunidades, que son lo que la llevan a transformarse en una institución educativa de calidad.

Organización institucional

se dispone la forma de integración del gobierno escolar, a partir de la cual se asegura una participación organizada y responsable de los miembros de la comunidad educativa en las diferentes instancias de planeación y decisión de los asuntos institucionales.  En este componente se estructuran y definen:

  1. Desde la labor directiva: los procesos de revisión y actualización del PEI, la elaboración de los planes operativos anuales, la autoevaluación institucional, la evaluación de los docentes, coordinadores y administrativos, y el plan de mejoramiento institucional.
  2. Desde la gestión pedagógica: la revisión y actualización del currículo, la elaboración del plan de estudios y los planes de aula, la planeación y revisión del sistema de evaluación del rendimiento académico y del uso de resultados de pruebas externas, y los planes de formación docente y de apoyo a la labor docente.
  3. Desde la gestión comunitaria: los principios y procesos que orientarán la relación con otras organizaciones sociales, tales como los medios de comunicación masiva, las agremiaciones y las instituciones comunitarias, así como las estrategias para articular la institución educativa con las expresiones culturales locales y regionales.
  4. Desde la gestión administrativa: los procesos necesarios para el adecuado desarrollo de las funciones de cada una de las áreas de gestión del establecimiento educativo y los que soportan la labor misional de la institución, como por ejemplo la matrícula, los sistemas de información, el manejo del fondo de servicios educativos y de recursos para el aprendizaje.

Convivencia

En el manual de convivencia se definen los derechos y responsabilidades de los estudiantes y de sus relaciones con los demás estamentos de la comunidad educativa, así como el reglamento para las actuaciones de los docentes.

Solamente se puede lograr apropiación y alineamiento de los principios y valores consignados en dicho manual si los estudiantes y docentes son llamados a hacer parte activa en su construcción, a partir de relaciones horizontales de escucha y encuentro.

Es muy importante que la construcción del Manual de Convivencia haga énfasis en establecer los acuerdos para la convivencia al interior de la Institución educativa y establezca los mecanismos para resolver pacíficamente los conflictos, teniendo como marco el respeto por la dignidad humana de cada uno de los integrantes de la comunidad educativa.

Planeación curricular

Este componente corresponde a la apuesta pedagógica de la institución. La forma como la institución va a acompañar a los estudiantes en su proceso de aprendizaje (¿quién es el sujeto que aprende?), identificando el tipo de formación (¿qué aprende y para qué aprende?), las estrategias pedagógicas que guían las labores de formación (¿cómo aprende?), la disposición y el uso de medios que enriquecen el ambiente adecuado para el aprendizaje, la organización del trabajo docente, el diseño y la aplicación de los planes de estudio y la definición de los criterios para la evaluación del rendimiento académico (¿cuál es el ambiente propicio para el aprendizaje?).

Asimismo, dentro de la planeación curricular se encuentran los proyectos transversales (ciudadanía, ambiente, sexualidad y otros), los cuales enriquecen la apuesta pedagógica y brindan transformaciones educativas que diversifican los modelos de enseñanza para atender a la diversidad.

Sistema de evaluación

Este componente estructura y define el sistema de evaluación de la gestión institucional y la evaluación de los aprendizajes, los cuales permiten analizar los avances de los objetivos misionales planteados por la institución, sus áreas de mejora y posibilidades futuras de transformación.

Preguntas para resignificar el PEI

 A continuación se plantean algunas preguntas motivadoras que pueden orientar el ejercicio propio de resignificación del PEI en relación con el componente estratégico y organización institucional.

    1. ¿La visión del futuro esperado se basa en un análisis apropiado de la situación de la institución educativa, el cual contiene indicadores y variables de contexto y de resultados de la gestión institucional, que a su vez son insumos para la planeación de objetivos, estrategias y proyectos institucionales?
    2. ¿La misión y visión de la institución educativa fueron construidas con el consenso de la comunidad educativa, y los estamentos se sienten apropiados para los principios y valores de la institución educativa consignados en el PEI?
    3. ¿Los propósitos y objetivos generales y específicos plasmados en el PEI se basan en el análisis de la situación actual, de las oportunidades y fortalezas que se quiere potenciar, de las dificultades que deberá enfrentar y de los problemas que espera solucionar?
    4. ¿Las estrategias adoptadas y la organización institucional tienen en cuenta la evolución de las características sociales, económicas y culturales de los estudiantes y sus familias?
  1. ¿El contenido del PEI y su definición de procesos administrativos son pertinentes a la realidad del contexto en el cual se desenvuelve la institución educativa?

Convivencia

Una institución educativa se valora en función de la participación de sus actores. Esto implica que la convivencia no esté aislada, sino que se conciba como parte de los procesos escolares.

En este sentido, lo que permite que la institución cumpla con su fin educativo tiene que ver con el sistema de relaciones de cuidado, respeto, seguridad y confianza generadas entre estudiantes, educadores, padres de familia y directivos docentes.

Aspectos claves para la convivencia

Formación ciudadana

Uno de los retos más importantes de la escuela es que pueda construir un ambiente de convivencia pacífica, donde se forme en y para la ciudadanía; y donde convivan seres autónomos y libres en los siguientes aspectos:

  1. Convivencia y desarrollo: El desarrollo hace referencia a las capacidades de las que dispone cada persona y las oportunidades que tiene para elegir la manera como va a llevar a cabo su vida. Concebido así, la sociedad se reconoce como libre, incluyente y diversa; y promueve el desarrollo de los seres desde el aprendizaje temprano.
  2. Desarrollo de niñez y adolescencia: El desarrollo como libertad se gesta desde la infancia, por lo que la escuela debe enfocarse en el proceso integral de despliegue y potenciación de las capacidades de niños y jóvenes.Estas capacidades se ven mediadas por los diversos contextos y por las relaciones que establecen consigo mismos, con los demás y con el entorno; lo que les permite ser, conocer, convivir y hacer en sus diferentes dimensiones.
  3. Diversidad: Este término se concibe bajo las potencialidades de valorar las personas y poblaciones desde su contexto particular, su cultura y ambientes de aprendizaje. Es reconocer que no somos iguales y que deben superarse la homogenización del aprendizaje.

Principios y valores

El horizonte ético que orienta el desarrollo de la convivencia pacífica y respetuosa de la dignidad humana, se retoma en la gestión pedagógica por su impacto e importancia en la convivencia escolar; especialmente en dos aspectos esenciales para el desarrollo de la misma: la autonomía y la ética del cuidado.

  1.  Autonomía: Este término hace referencia a la condición ética para la convivencia. Es decir, significa llegar a ser capaz de pensar por sí mismo con sentido reflexivo, teniendo en cuenta diversos puntos de vista en el ámbito moral e intelectual.Esto significa generar ambientes de aprendizaje donde se valore el ser humano como un fin en sí mismo; y donde los actores de la comunidad educativa puedan convivir en un ambiente sano para ejercer su autonomía reflexivamente.
  2. Ética del cuidado: Para este punto, el cuidado se entiende como un criterio que sustenta la convivencia en sus aspectos esenciales y se traduce, entre otras cosas, en la importancia de escuchar e indagar cómo piensan, sienten y actúan los demás.El cuidado es una característica de la relación entre las personas y se refiere al interés auténtico por el bienestar de cada parte de la relación.

Manejo de conflictos

Los conflictos son inherentes a la convivencia y condición humana, dadas las formas distintas de pensar, sentir, ser y aprender. Si bien son situaciones que aparecen cotidianamente en las relaciones entre personas, cada conflicto se traduce en una oportunidad para aprender y crecer.

De ahí que las formas de trabajar las competencias, en especial las ciudadanas, partan de los dilemas morales. Es decir, de las decisiones que se presentan a partir de ciertas situaciones y donde todos los actores involucrados, deben presentar argumentos, promover la escucha y llegar a acuerdos consensuados. Es así como los dilemas morales son muy importantes para el desarrollo de competencias comunicativas, cognitivas y emocionales.

Manual de convivencia

El manual de convivencia es la traducción de las formas de convivencia escolar y pacífica, donde se tiene en cuenta el desarrollo de las competencias ciudadanas, el desarrollo de la autonomía, la ética del cuidado, el reconocimiento de la diversidad y la diferencia; y el manejo de conflictos como una oportunidad de aprendizaje.

Así, el manual de convivencia se caracteriza por:

  1. Fundamentar el horizonte ético en el marco de los derechos humanos.
  2. Ser construido participativamente, asumiéndolo como herramienta que orienta y motiva una mejor convivencia.
  3. Servir de fundamento para la promoción y el ejercicio de los derechos humanos, tanto propios como los de los demás.
  4. Transitar de acciones heterónomas a actitudes y comportamientos que favorecen la autonomía, la libertad y la autodisciplina.
  5. Dejar de ser un instrumento meramente sancionatorio para ser una herramienta vinculante que motiva al cuidado de cada individuo, de los otros y del desarrollo de una conciencia ética.
  6. Ser un elemento que promueve la formación ciudadana.
  7. Contribuir al desarrollo integral de la personalidad, atendiendo lo que significa la convivencia como un eje transversal a todas las disciplinas.
  8. Facilitar los pactos de aula, la mediación como herramienta de resolución de conflictos y los acuerdos renovados permanentemente.

Preguntas generadoras

A continuación se plantean algunas preguntas motivadoras que permiten generar un análisis de los procesos relacionados con la convivencia escolar  y como éstos se pueden convertir también en fuente de aprendizaje para toda la comunidad educativa.

    1. ¿Cómo el rector está generando con su 
equipo procesos de formación ciudadana?
    2. ¿Están las prácticas pedagógicas generando procesos de formación ciudadana?
    3. ¿Se crean espacios de reflexión para que los actores de la comunidad educativa generen acciones concretas para una convivencia pacífica?
    4. ¿Con qué herramientas cuenta la institución educativa cuando enfrenta conflictos entre los distintos actores de la comunidad educativa?
  1. ¿Es el manual de convivencia el resultado 
de un proceso participativo e inclusivo de la 
comunidad educativa?

Planeación Curricular

El programa RLT resalta la importancia de que la planeación curricular responda a la realidad de los estudiantes, las necesidades del contexto y las orientaciones nacionales del sector.

Este proceso es un elemento clave para el mejoramiento de la calidad de la educación y del fortalecimiento escolar; por lo que debe articularse, proyectarse y concretarse con toda la comunidad educativa.

.

Desafíos de la renovación

Para poner en marcha el PEI es fundamental planear, ejecutar y evaluar las acciones que llegan al cumplimiento de los objetivos institucionales allí consignados. Para ello existen unos principios que dan fuerza a la renovación curricular y que se convierten en desafíos para los directivos docentes.

  1. El currículo se convierte en promotor de aprendizaje para la sociedad y el individuo, por lo que debe ser acordado y apropiado por toda la comunidad educativa.
  2. La orientación de la planeación curricular propicia ambientes educativos armoniosos; pero, además, permite que la institución responda a las demandas del entorno a través de planes de acción coherentes con las finalidades.
  3. Los directivos deben propiciar espacios de reflexión y planeación curricular participativa y pertinente para apoyar a sus estudiantes en cada etapa de la vida.
  4. La planeación curricular debe superar lo tradicional y abarcar una visión del conjunto de valores, actitudes y habilidades que la institución propone deliberadamente con sus estudiantes.
  5. El currículo responde a la pertinencia educativa y desarrolla competencias que permiten a la persona participar en ámbitos distintos de la sociedad.

Autonomía curricular

La Ley General de Educación dio autonomía a la institución educativa para formular el PEI y le concedió flexibilidad para construir el currículo. El fin de este mecanismo autónomo es brindar los medios necesarios para fortalecer la capacidad de respuesta frente a los desafíos educativos que afronta la escuela.

Así, la autonomía de la institución es el medio para construir un proyecto educativo de país, con base en las características, necesidades y potencialidades regionales y locales; y propiciando un diálogo entre diversos contextos.

Como resultado, la autonomía curricular se convierte en la oportunidad para conjugar retos, posibilidades y responsabilidades para la institución educativa desde la búsqueda del equilibrio entre varios contextos y la atención a la diversidad.

Currículo desde las competencias

El enfoque por competencias es una forma de responder y abordar los interrogantes esenciales del proceso educativo. Pero, además, es un concepto que difiere las prácticas pedagógicas tradicionales basadas en la transmisión de conocimientos, ya que comprenden el desarrollo de múltiples habilidades cognitivas y emocionales en las personas.

Así, el enfoque por competencias moviliza e integra conocimientos, actitudes, habilidades y valores, con el fin de generar capacidades en los estudiantes para abordar situaciones contextualizadas y seguir aprendiendo a lo largo de toda su vida.

Pero, ¿qué tipo de aprendizajes se propician?

  1. Facilita el tratamiento de tensiones claves para el proceso formativo del estudiante, como el equilibrio entre lo local y lo global; entre las necesidades mercado laborales y las de desarrollo personal; y entre lo disciplinar y la transversalidad.
  2. Permite considerar y articular las oportunidades y experiencias de aprendizaje de los estudiantes generadas en escenarios claves: el aula de clases, la institución educativa, las interacciones entre estudiantes y docentes; y las experiencias de aprendizaje que ocurren en las familias y la comunidad.
  3. Propicia la gestión de espacios y mecanismos de trabajo colaborativo entre los actores de la institución educativa, de la comunidad y las familias.
  4. Exige a la institución educativa pasar de la lógica institucional basada en la enseñanza, a una centrada en el aprendizaje, situaciones y experiencias educativas.

Exige a la institución educativa pasar de la lógica institucional basada en la enseñanza, a una centrada en el aprendizaje, situaciones y experiencias educativas.

Preguntas generadoras

 A continuación se plantean algunaspreguntas orientadoras hacia la resignificación de la planeación curricularcomo un proceso clave y fundamental para mejorar la calidad educativa en las instituciones.

    1. ¿Promueve el currículo de la institución educativa aprendizajes relevantes para todos los estudiantes?
    2. ¿Cuáles modificaciones son necesarias en cuanto a contenidos y estrategias pedagógicas, para hacerlos más apropiados frente a las necesidades y habilidades de los estudiantes?
  1. ¿Cómo está transitando su institución educativa desde una visión enfocada en la enseñanza hacia otra centrada en el aprendizaje de los estudiantes?

Evaluación

El término evaluación formadora es una mirada retadora que invita a la reflexión sobre la evaluación del proceso educativo y a enfrentar retos planteados por los nuevos enfoques de la educación.

Esta evaluación es un componente básico de la gestión institucional a partir del cual el directivo y su equipo analizan los resultados alcanzados frente a las metas propuestas por la institución, identifican los procesos que permitieron alcanzar los resultados, establecen las fortalezas y debilidades en cada una de las áreas de gestión; verifican aquellos aspectos positivos de la gestión institucional que se deben fortalecer y aquellos que se deben superar para la mejor la consecución de los objetivos misionales.

Aspectos claves 

Evaluación por competencias

Es pertinente generar una reflexión sobre las implicaciones que tiene la evaluación formadora en todo lo relacionado con la valoración de los resultados obtenidos en el desarrollo por competencias.

Esto significa que se exige una metodología y unos instrumentos que no se limiten únicamente a la medición de resultados académicos, sino que también tengan en cuenta los valores, actitudes y habilidades de los estudiantes. 

Evaluación fundamentada en acompañamiento

En consonancia con las anteriores reflexiones, la institución educativa debe lograr que los estudiantes asuman un papel activo en todo su proceso de formación, de tal manera que consideren la evaluación como una muestra de sus propios avances en un proceso en el que se encuentran involucrados con responsabilidad y empeño.

A partir de esa comprensión fundamental de sí mismos, pueden valorar el apoyo que los docentes les prestan para su desarrollo tanto en los procesos ordinarios del aula y de todo el ámbito institucional, como en los momentos de una evaluación.

  1. Apostar por una evaluación formadora que permita al docente analizar cuáles han sido sus propios logros tanto en el desarrollo de conocimientos de sus estudiantes como en la consolidación de principios y valores.
  2. Propiciar un proceso evaluativo institucional donde se comprometan los actores de la comunidad educativa, de modo que no solo impacte a los estudiantes, sino también a los docentes.
  3. La renovación del sistema de evaluación institucional implica que los directivos aseguren la participación activa de los docentes en el diseño del sistema y que los estudiantes también conozcan el sistema de evaluación adoptado de acuerdo a una visión renovada y transformadora.

Evaluación que fortalece el diálogo

El sistema de evaluación debe corresponder a los principios establecidos en el PEI y de manera particular debe estar estructurado de acuerdo con el plan curricular y con los principios que orientan la convivencia escolar. Por eso, debe tenerse en cuenta:

  1. La adopción institucional de una evaluación debe visualizar el beneficio que trae a los involucrados, especialmente a los estudiantes que deben comprometerse con dicho enfoque de aprendizaje.
  2. Los directivos deberán analizar el esfuerzo que implica la adopción de una nueva visión para todos los docentes de la institución. Se requiere un diálogo profundo y permanente para no incurrir en individualidades.
  3. Para cada uno de los casos, el directivo es quien orienta e inspira a los demás. Además, mantiene los valores innegociables, motiva, genera confianza, corrige y evalúa.
  4. Como parte del proceso de evaluación, los directivos pueden motivar a su equipo de trabajo a comparar y analizar de manera objetiva la relación existente entre resultados de su sistema de evaluación, con pruebas externas. Esto en miras del mejoramiento continuo.

Evaluación que contribuye al apoyo interinstitucional

La institución educativa que fundamenta sus procesos evaluativos en visiones innovadoras cuenta con un elemento valioso para elintercambio constructivo con otras instituciones a través de los siguientes aspectos:

  1. El sistema de evaluación de una institución impacta en su contexto porque permite que los directivos, a través del análisis comparativo, perciba cuáles son sus logros, qué debe mejorar en su proceso y cómo puede encontrar coherencia en enfoques particulares para lograr buenos resultados.
  2. El diálogo interinstitucional puede ser un factor clave para el mejoramiento en la calidad educativa a través del intercambio de experiencias y el apoyo mutuo.

Preguntas generadoras

 A continuación se plantean algunas preguntas generadoras sobre el proceso de evaluación escolar en miras de lograr avances institucionales significativos:

  1. ¿Los procesos y contenidos actuales de la evaluación de los aprendizajes tienen efectivamente en cuenta los principios y criterios de las competencias?
  2. ¿Los estudiantes y las familias reconocen que los procesos de evaluación del aprendizaje que realiza la institución educativa fomentan el compromiso personal, la equidad y la justicia?
  3. ¿Los resultados generales de la evaluación de estudiantes son utilizados por la institución educativa para analizar la pertinencia y la calidad de una planeación curricular que responda efectivamente a la situación de quien aprende y a las necesidades de su contexto?
  4. ¿Las prácticas de la evaluación de los aprendizajes tiene en cuenta las características personales, las motivaciones y la diversidad de los estudiantes, los aprendizajes que resultan de la propia experiencia y de la solución de problemas tanto de su vida personal como familiar?
  5. ¿Existe una experiencia significativa en una institución educativa determinada que sea objeto de estudio por parte de las demás instituciones con el fin de mejorar la calidad educativa?

Recursos

Guía del módulo RLT

Modulo1-Tapa

Para descargar este contenido regístrate o

Guía del módulo CL

3.43.24-p.m.-234x300.png" alt="" width="234" height="300" srcset="https://i0.wp.com/redlideres.fundacionexe.org.co/wp-content/uploads/2015/03/Captura-de-pantalla-2015-08-13-a-las-3.43.24-p.m..png?resize=234%2C300 234w, https://i0.wp.com/redlideres.fundacionexe.org.co/wp-content/uploads/2015/03/Captura-de-pantalla-2015-08-13-a-las-3.43.24-p.m..png?resize=798%2C1024 798w, https://i0.wp.com/redlideres.fundacionexe.org.co/wp-content/uploads/2015/03/Captura-de-pantalla-2015-08-13-a-las-3.43.24-p.m..png?resize=672%2C862 672w, https://i0.wp.com/redlideres.fundacionexe.org.co/wp-content/uploads/2015/03/Captura-de-pantalla-2015-08-13-a-las-3.43.24-p.m..png?resize=768%2C986 768w, https://i0.wp.com/redlideres.fundacionexe.org.co/wp-content/uploads/2015/03/Captura-de-pantalla-2015-08-13-a-las-3.43.24-p.m..png?w=928 928w" sizes="(max-width: 234px) 100vw, 234px" />

Para descargar este contenido regístrate o

Temas clave

Contáctenos

Si necesitas ayuda con algún aspecto de la Red de Liderazgo Escolar, deseas reportar un problema, realizar alguna sugerencia o incluso felicitarnos; completa el siguiente formulario.

Enviando

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

o    

¿Olvidó sus datos?

Create Account